MARIO TEIXEIRA GURGEL
OBISPO AUXILIAR DE RIO DE JANEIRO


 
EL DECRETO DEL APOSTOLADO
 DE LOS SEGLARES
Y EL MANUAL DE LA LEGION
DE MARIA
(Estudios del Manual)

www.legiondemaria.org 


 
 
 
Revisado para Internet
2016

 

     
     































Tradujo: Cosmopolitan Translation Service. Titulo original: O Decreto de Apostolado dos Leigos e o Manual da Legiao de Maria © M. Teixeira - Con licencia eclesiástica.

 

Concilium Legionis Mariae
De Montfort House
North Brunswick Street
Dublín, 7 (Irlanda)


2 de julio de 1966


El Padre Mario Gurgel hace tiempo que viene distinguiéndose por los servicios prestados a la Legión de María en Brasil, habiendo merecido referencias elogiosas en los informes de varios enviados.
Hace algún tiempo, incorporándose a otras tareas legionarias, se dedicó al trabajo de demostrar cómo el Manual preparó a los legionarios para muchas enseñanzas del Concilio, contenidas en los documentos, especialmente en el que trata del Apostolado Seglar. El presente libro es fruto de esos estudios, ofreciendo a nuestra consideración un gran número de pasajes, ya sean del Manual o del Decreto del Apostolado de los Seglares, con el doble objeto de profundizar en los legionarios su aprecio por el Manual y llevarlos a un estudio más extenso del Decreto.
El Padre Mario, pues, merece toda nuestra gratitud y me siento feliz al recomendar su libro a los legionarios.

Frank Duff
Presidente
Concilium Legionis Mariae
    5
     
   
PREFACIO

 

Este libro nació de una petición de su Excelencia Reverendísima, D. Antonio María Alves de Siqueira, Director Espiritual del Senatus de la Legión de María. Hace diez años, circunstancias aparentemente fortuitas me llevaron a conocer en Río de Janeiro tan providencial movimiento. Poco después, de vuelta a Ceará y bajo la orientación de la enviada Joaquina Lucas, ensayaba los primeros pasos de la fundación y dirección de mi primer Praesidium, en el cual hice mi promesa legionaria el 12 de junio de 1956.
Difícilmente podría resumir todo el bien que me fue posible hacer por medio de la Legión de María y, mucho menos, cuánto bien me ha hecho la Legión a mí personalmente. No exagero cuando afirmo que a partir de febrero de 1966, cuando inicié las primeras actividades como Director Espiritual del Praesidium, mi ideal sacerdotal tomó un impulso y un ánimo que marcaron de ahí en adelante toda mi vida espiritual y toda mi actividad sacerdotal. Se realizó literalmente lo que afirma el Canónigo Guynot: "La Legión de María le depara al sacerdote dos bienes, ambos de igual valor. Primero: un instrumento de conquista, que lleva la señal auténtica del Divino Espíritu... Segundo: un manantial de agua viva capaz de renovar toda nuestra vida interior... " (Manual Cap. 32.9 Pág. 221). Recordando esos diez años de actividad legionaria, debo afirmar con la más profunda convicción lo que ya dijera el Cardenal Suhard:

 

    7
     

 

"Hice muchos descubrimientos en mi vida, pero el mayor de ellos ha sido ¡la Legión de María!"
Sea, pues, ese humilde trabajo, una manifestación de mi sincero agradecimiento a la Legión y a su excelsa Reina —mi MAGNÍFICAT humilde y agradecido, con la petición de que nuestra Señora me ayude— para poder continuar sirviéndola bajo su estandarte y conseguir que muchos otros colegas lleguen a hacer el mismo descubrimiento y tener la misma grata experiencia que en este momento me embarga.
En relación con la manera de presentar los Estudios, merece resaltar lo siguiente:

1. Cada estudio consta de un fragmento del Decreto del Apostolado de los Seglares y de otro del Manual, que deben ser comparados. Presentamos cinco preguntas sobre ellos con objeto de facilitar su estudio; sin embargo, son apenas indicaciones. Cabe al Director, al Presidente y a todos los legionarios hacer el hincapié que sea menester. No sería posible agotar con cinco preguntas toda la riqueza que se encuentra en el Decreto.

2. Los apartes están en el orden en que se encuentran en el Decreto, a excepción de dos pequeños párrafos que invertimos para facilitar la división lógica. En este lugar llamamos la atención al respecto y ponemos en una nota su orden real.

3. El Decreto contiene, evidentemente, apartados que no interesan particularmente a la Legión, pues incluye todas las actividades apostólicas posibles desde el trabajo individual hasta la actuación en las organizaciones
 

 

internacionales. Para que, sin embargo, el legionario pueda tener el Decreto completo, colocamos los fragmentos no estudiados en el mismo orden en que se encuentran, de manera que el libro pueda servir igualmente para consultas o para estudios de cualquier especie sobre el Decreto.

4. Para la fácil localización indicamos siempre, después del número en que se encuentra en el Decreto, otro que indica el párrafo dentro del respectivo número, según la edición de la B.A.C. en Concilio Vaticano II: Constituciones, Decretos, Declaraciones, Págs. 581-629; así: 4, 10 significa el décimo párrafo del número 4.

5. Las abreviaturas de documentos que utilizamos son las siguientes:

DAS. Decreto APOSTOLICAM ACTUOSITATEM, sobre el Apostolado de los Seglares.
L. G. Constitución dogmática LUMEN GENTIUM, sobre la Iglesia.
A. G. Decreto AD GENTES, sobre la actividad misional de la Iglesia.
G. S. Constitución Pastoral GAUDIUM ET SPES, sobre la Iglesia en el mundo de hoy.
C. D. Decreto CHRISTUS DOMINUS, sobre el oficio pastoral de los Obispos en la Iglesia.
P. O. Decreto PRESBYTERORUM ORDINIS, sobre el Ministerio y la vida de los Presbíteros.

8   9
     


6. Las citaciones del Manual corresponden a la nueva edición de 1997.
Hacemos votos para que los legionarios, a través de este libro y de un conocimiento mejor del Decreto sobre el Apostolado de los Seglares, puedan, con justa razón, sentirse felices al verificar que, con la gracia de Dios, la Legión de María se anticipó en muchos puntos a lo que quedó determinado en el DAS. Por otra parte, con ocasión de la fundación del Senatus de Francfort, Mons. Bafile acentuó ese hecho en su alocución, ya puesto en evidencia también tantas veces por Mons. Suenens.
La Legión de María está abierta a todas las decisiones del Concilio y a todas las nuevas y legítimas iniciativas apostólicas. Es nuestro deseo que pueda ser siempre un instrumento más útil y eficiente en las manos de los pastores de almas. Con este deseo y con este pensamiento, entregamos a nuestra Señora éste humilde homenaje de gratitud.

Río de Janeiro, 12 de junio de 1966.

 
Nota aclaratoria




La materia se presenta según la siguiente disposición:
El texto de la izquierda está siempre extraído del Decreto sobre el Apostolado de los Seglares, mientras que a la derecha se encuentran citas sacadas del Manual de la Legión de María que presentan ideas acordes con el primero.
A continuación, a la izquierda, vienen las preguntas para que sean respondidas por los legionarios de acuerdo con los textos de encima.
De vez en cuando, entre dos rayas, aparecen trozos no comentados del mismo Decreto sobre el Apostolado de los Seglares, complementando lo que quedó expuesto anteriormente.
Cada estudio, finalmente, se concluye con notas explicativas que ayudan a una mejor comprensión del asunto y que se encuentran a la derecha, al pie de la página.
10   11
     
   
PROEMIO

 

 


DECRETO «APOSTOLICAM ACTUOSITATEM»
SOBRE EL APOSTOLADO DE LOS SEGLARES
 

 

 

 

 

 

12   13
     

1. NECESIDAD DEL APOSTOLADO DE LOS SEGLARES


1, 1 "Queriendo intensificar más la actividad apostólica del Pueblo de Dios, el Santo Concilio se dirige solícitamente a los cristianos seglares, cuyo papel propio y enteramente necesario en la misión de la Iglesia ya ha mencionado en otros lugares." 1







1. ¿Cuál es el deseo ansioso del Concilio?

2. ¿Por qué los seglares tienen en la misión de la Iglesia una parte específica y absolutamente NECESARIA? 3

3. ¿Por qué se vuelve de manera solícita a los cristianos SEGLARES?

4. ¿De qué depende la salud moral de una comunidad?

5. ¿En qué documento anterior evocó el Concilio la necesidad del apostolado de los seglares?

 
"Nos atrevemos a afirmar que el bienestar moral de una población católica depende de que ésta cuente con un buen núcleo de apóstoles, pertenecientes al estado laical pero imbuidos de un espíritu sacerdotal; ellos procurarán al sacerdote unos eficaces puntos de contacto con el pueblo" (Manual Cap. 10.2 Pág. 64).
"El cardenal Newman declara como un axioma: "En todo tiempo los cristianos seglares han sido la medida del espíritu católico" (Manual Cap. 10.2 Pág. 64). 2




1 "Así, pues, incumbe a todos los laicos la preclara empresa de colaborar para que el divino designio de salvación alcance más y más a todos los hombres..." (Lumen Gentium 33).
"Pues el mismo Señor invita de nuevo a todos los laicos, por medio de este Santo Concilio, a que se unan cada vez más estrechamente, y sintiendo sus cosas como propias (Cf. Fil., 2,5), se asocien a su misión salvadora" (Decreto del Apostolado de los Seglares 33).
2 "La Iglesia no está verdaderamente fundada, ni vive plenamente, ni es signo perfecto de Cristo entre las gentes, mientras no exista y trabaje con la Jerarquía un laicado propiamente dicho. Porque el Evangelio no puede penetrar profundamente en la mentalidad, en la vida y en el trabajo de un pueblo sin la presencia activa de los laicos" (Ad Gentes 21).
3 "Los sagrados pastores conocen perfectamente cuánto contribuyen los laicos al bien de la Iglesia entera. Saben los pastores que no han sido instituidos por Cristo para asumir por sí solos toda la misión salvífica de la Iglesia en el mundo" (Lumen Gentium 30).

14   15
     

2. PROYECCIÓN DE LA VOCACIÓN CRISTIANA


1, 1 "Porque el apostolado de los laicos, que surge de su misma VOCACION CRISTIANA nunca puede faltar en la Iglesia." 4







1. ¿Qué es lo que el pueblo entiende por vocación?

2. Explique lo que significa vocación cristiana.

3. ¿Por qué la VOCACIÓN CRISTIANA es necesariamente VOCACIÓN PARA EL APOSTOLADO?

4. ¿Existe la conciencia del deber del apostolado en la mayoría de los cristianos? ¿Qué responsabilidad nos incumbe, por eso, en cuanto al deber de reclutar a otros para el apostolado? 5

5. ¿Podemos pensar que hemos hecho algo extraordinario por ejercer el apostolado?

 
"Los sacerdotes deben considerar el apostolado seglar como parte integral de su ministerio, y los fieles como un DEBER DE LA VIDA CRISTIANA" (Pío XI) (Manual Cap. 10.5 Pág. 70, nota).
"La Legión de María trata sencillamente de vivir un catolicismo normal... No es uno católico si no alcanza un cierto mínimo apostólico, y este indispensable mínimo, del cual dependerá el Último Juicio, no lo alcanzan en la actualidad la mayoría de los que se dicen católicos prácticos." (Suenens, cit. Manual Cap. 33.11 Pág. 237, nota).




4 "La vocación cristiana, por su misma naturaleza, es también vocación al apostolado" (Decreto del Apostolado de los Seglares 2,1).
5 "Urjan cuidadosamente el deber que tienen los fieles de ejercer el apostolado, cada uno según su condición y aptitud" (Decreto Christus Dominus 17,2). "Aunque, por hipótesis absurda, estuviesen los seglares dispensados de una acción social en favor de la Iglesia, y aunque los clérigos y religiosos pudiesen bastarse para cumplir la misión eclesiástica, esto no dispensaría a los seglares de actuar apostólicamente en la Iglesia, a causa de la voluntad positiva de Cristo y del testimonio histórico de una tradición cristiana que obliga al seglar a sumar sus fuerzas a las de la Jerarquía para llevar a un perfecto crecimiento el Cuerpo Místico de Cristo." (Monsegú Bernardo, C. P. apud Comentarios a la Constitución sobre la Iglesia, BAC, Pág. 638).
16   17
     

3. EJEMPLO DE LOS PRIMEROS CRISTIANOS


1, 1 "Cuán espontánea y cuán fructuosa fuera esta actividad en los orígenes de la Iglesia lo demuestran abundantemente las mismas Sagradas Escrituras (Cf. He 11,19-21; 18,26; Rom 16,1-16; Fil 4,3)" 6







1. ¿Cómo se realizó la difusión del cristianismo en los primeros tiempos?

2. ¿Qué ejemplo nos dieron los seglares de aquellos tiempos?

3. ¿Por qué fue indispensable la ayuda de los cristianos seglares?

4. Desde el punto de vista intelectual o social, ¿hubo alguna selección de aquellos apóstoles seglares?

5. ¿Cómo se explica que pobres esclavos pudiesen colaborar tan eficazmente en la propagación de la fe?
 
"Lo cierto es que la primera difusión del cristianismo en Roma misma fue obra del apostolado seglar. ¿Cómo pudo ser de otra manera? ¿Qué hubiesen logrado los doce, perdidos como estaban en las inmensidades del mundo, de no haber convocado a hombres y mujeres, a ancianos y jóvenes, diciéndoles: "Llevamos aquí un tesoro celestial ayudadnos a repartirlo?" (Alocución de Pío XI) (Manual Cap. 10.4 Pág. 67).




6 He 11,19-21: "Mientras tanto, los que se habían dispersado durante la persecución que se desató a causa de Esteban, llegaron hasta Fenicia, Chipre y Antioquía, y anunciaban la Palabra únicamente a los judíos. Sin embargo, había entre ellos algunos hombres originarios de Chipre y de Cirene que, al llegar a Antioquía, también anunciaron a los griegos la Buena Noticia del Señor Jesús. La mano del Señor los acompañaba y muchos creyeron y se convirtieron."
He 18,26: "Hablaba, pues, con mucha convicción en la sinagoga. Al oírlo Aquila y Priscila, lo llevaron consigo y le expusieron con mayor precisión el camino de Dios".
Rom 16,1-16: "Les recomiendo a nuestra hermana Febe, diaconisa de la Iglesia de Cencreas, para que la reciban en el Señor, como corresponde a los santos, ayudándola en todo lo que necesite de ustedes: ella ha protegido a muchos hermanos y también a mí. Saluden a Prisca y a Aquila, mis colaboradores en Cristo Jesús. Ellos arriesgaron su vida para salvarme, y no sólo yo, sino también todas las Iglesias de origen pagano, tienen con ellos una deuda de gratitud. Saluden, igualmente, a la Iglesia que se reúne en su casa. No se olviden de saludar a mi amigo Epéneto, el primero que se convirtió a Cristo en Asia Menor. Saluden a María, que tanto ha trabajado por ustedes; a Andrónico y a Junia, mis parientes y compañeros de cárcel, que son apóstoles insignes y creyeron en Cristo antes que yo. Saluden a Ampliato, mi amigo querido en el Señor; a Urbano, nuestro colaborador en Cristo, y también a Estaquis, mi querido amigo. Saluden a Apeles, que ha dado pruebas de fidelidad a Cristo, y también a los de la familia de Aristóbulo. Saluden a mi pariente Herodión, y a los de la familia de Narciso que creen en Cristo. Saluden a Trifena y a Trifosa, que tanto se esfuerzan por el Señor; a la querida Persis, que también ha trabajado mucho por el Señor."
Fil 4,3: "Y a ti, querido Sícigo, verdadero compañero, te pido que las ayudes; no olvides que ellas lucharon conmigo por el Evangelio, lo mismo que Clemente y los demás colaboradores míos cuyos nombres están escritos en el libro de la vida."
18   19
     

4. MAYOR NECESIDAD EN NUESTROS DÍAS


1, 2 "Nuestros tiempos no exigen menos celo en los laicos, sino que, por el contrario, las circunstancias actuales les piden un apostolado mucho más intenso y más amplio. Porque el número de los hombres, que aumenta de día en día, el progreso de las ciencias y de la técnica, las relaciones más estrechas entre los hombres no sólo han extendido hasta lo infinito los campos inmensos del apostolado de los laicos, en parte abiertos solamente a ellos, sino que también han suscitado nuevos problemas que exigen su cuidado y preocupación diligente.
Y este apostolado se hace más urgente porque ha crecido muchísimo, como es justo, la autonomía de muchos sectores de la vida humana, y a veces con cierta separación del orden ético y religioso y con gran peligro de la vida cristiana." 7







1. Esclarezca el pensamiento de S. Pío X, sobre la cosa más necesaria en nuestros días.

2. ¿Por qué esa necesidad es mayor en nuestro tiempo que en el pasado?

3. ¿Por qué la mayor aproximación entre los hombres, debida a la técnica (transportes, comunicaciones, radio, TV, prensa, etc.), abre nuevos campos para el apostolado seglar, pero, al mismo tiempo, crea nuevos problemas que deben interesar a los cristianos seglares?

4. Muestre los problemas creados con la autonomía de determinados sectores (educación, diversiones, economía mía, etc.), y cómo se exige, por eso, mayor contribución apostólica del seglar.

5. ¿Por qué solamente los seglares pueden hacer posible una acción apostólica eficiente en esos sectores? 8
 
"Hallándose cierto día el Papa san Pío X entre un grupo de cardenales, les preguntó: '¿Qué os parece lo más urgente hoy para salvar a la sociedad?' —'Edificar escuelas', contestó uno. —'No', replicó el Papa. —'Multiplicar las iglesias', añadió otro. —'Tampoco'. —'Reclutar más clero', dijo un tercero. —'Ni eso siquiera', repuso el Papa. 'No. Lo más urgente ahora es tener en cada parroquia un núcleo de seglares virtuosos, y, al mismo tiempo, ilustrados, esforzados y verdaderos apóstoles.'" (Manual Cap. 10.4 Pág. 67).




7 "... a la voz de Cristo; que EN ESTA HORA invita CON MAS INSISTENCIA... ". (Decreto del Apostolado de los Seglares 33).
8 "Los laicos están especialmente llamados a hacer presente y operante a la Iglesia en aquellos lugares y circunstancias en que sólo puede llegar a ser sal de la tierra a través de ellos." (Lumen Gentium 33,2).
20   21
     

5. SE ACENTÚA ESA NECESIDAD POR LA FALTA DE CLERO


1, 2 "Además, en muchas regiones, en que los sacerdotes son muy escasos, o, como sucede con frecuencia, se ven privados de libertad en su ministerio, sin la ayuda de los laicos, la Iglesia a duras penas podría estar presente y trabajar." 9







1. ¿Por qué la escasez de clero hace más necesario el apostolado del seglar?

2. Muestre cómo esto sucede especialmente en el Brasil.

3. ¿Nuestro pueblo estima suficientemente el heroísmo de nuestro clero, sobrecargado de ocupaciones y sufrimientos? ¿Hemos hecho algún apostolado por las vocaciones?

4. Muestre cómo la Legión debe actuar para ser siempre un auxilio, y nunca un peso, para el sacerdote.

5. ¿Nos dice algo el ejemplo de los legionarios chinos, que, a pesar de las persecuciones, continúan siendo la presencia de la Iglesia, sustituyendo en la medida de lo posible a los sacerdotes?
 
"Luego, ¡calcúlese lo que supondría dedicar a cada persona una media hora, aunque no fuera más que una vez al año! Pero ¿bastaría esa media hora?" (Manual Cap. 32.9 Pág. 221).




9 Para una población de más de ochenta millones, tenemos en el Brasil, entre seculares y religiosos, cerca de doce mil sacerdotes, muchos de ellos enfermos y ancianos. Hay más de quinientas parroquias vacantes o anexionadas a otras por falta de sacerdotes.
10 "... En este amplio marco es donde entra el misionero: sacerdote, religioso o laico. Al llegar de otros países, se encuentran con las dificultades de raza, idioma y cultura. La experiencia y el adecuado adiestramiento pueden facilitar su labor, pero difícilmente pueden eliminar esas limitaciones" (Manual Cap. 40.7 Pág. 384).
22   23
     

6. SEÑAL DE ESA URGENCIA: LA CONSCIENTIZACION DEL SEGLAR POR EL ESPÍRITU SANTO


1, 3 "Prueba de esta múltiple y urgente necesidad, y respuesta feliz al mismo tiempo, es la acción del Espíritu Santo, que impele hoy a los laicos más y más conscientes de su responsabilidad, y los inclina en todas partes al servicio de Cristo y de la Iglesia."







1. ¿Qué hace el Espíritu Santo para demostrar la necesidad urgente del apostolado de los seglares en nuestros días? 11a

2. Muestre el florecimiento de movimientos de apostolado seglar en nuestro tiempo.

3. ¿Cuál es el papel importantísimo de la Legión de María? ¿Por qué la convicción de que una vocación personal lleva necesariamente al apostolado?

4. ¿Podemos ver la actuación del Espíritu Santo en el origen de la Legión de María?

5. ¿Cuál es la posición que ocupa la devoción al Espíritu Santo dentro de la Legión?
 
- Y esta convicción de la vocación personal crea inevitablemente un espíritu apostólico, el deseo de perpetuar la obra de Cristo, de ser otro Cristo." (Manual Cap. 10.2 Pág. 65, nota).
"Resaltara, inesperadamente, la misma nota característica: el Espíritu Santo se destacó como rasgo predominante del nuevo estandarte." (Manual Cap. 7 Pág. 42).11




11 La Legión cultiva insistentemente la devoción al Divino Espíritu Santo: Véase, por ejemplo, además de las Oraciones iniciales, la Promesa Legionaria que al mismo es dirigida (Manual Cap. 15 Pág. 101), la colocación dominante en el Vexillum y en la Tessera, etc. (cf. Manual Cap. 7 Pág. 42).
11a "Infundiendo en los corazones de los fieles el mismo impulso de misión del que había sido llevado el mismo Cristo." (Ad Gentes 4,1).
24 25
     
   
CAPITULO I





VOCACIÓN DE LOS LAICOS AL APOSTOLADO








26   27
     
A. PARTICIPACIÓN DE LOS LAICOS  EN LA MISIÓN DE LA IGLESIA

7. MISIÓN DE LA IGLESIA


2, 1 "La Iglesia ha nacido con el fin de que, por la propagación del Reino de Cristo en toda la tierra, para gloria de Dios Padre, todos los hombres sean partícipes de la redención salvadora, y por su medio se ordene realmente todo el mundo hacia Cristo."12







1. ¿Cuál es la misión de la Iglesia?

2. ¿Qué significa «extender el reino de Cristo sobre la tierra»?

3. ¿Qué finalidad tiene la extensión del reino de Cristo?

4. Muestre cómo Cristo es el centro de todo. ¿Qué significa restaurar todo en Cristo?

5. ¿Están los fieles convencidos de que ellos «son Iglesia»,13 y de que la misión de ellos es, por tanto, la propia misión de la Iglesia?
 
"La Iglesia no tiene otra razón de existir que la de extender por el mundo el Reinado de Cristo, y la de hacer partícipes a todos los hombres en la obra salvadora de nuestra Redención" (Pío XI) (Manual Cap. 40 Pág. 372).




12 "La misión de la Iglesia tiende a la santificación de los hombres, que hay que conseguir con la fe en Cristo y con su gracia." (Decreto del Apostolado de los Seglares 6, 1).
"Por esto la Iglesia, enriquecida con los dones de su Fundador y observando fielmente sus preceptos de caridad, humildad y abnegación, recibe la misión de anunciar el reino de Cristo y de Dios e instaurarlo en todos los pueblos, y constituye en la tierra el germen y el principio de ese reino." (Lumen Gentium 5, 2).
13 "Bajo este aspecto, venerables hermanos, los fieles, y con mayor precisión los seglares, se encuentran en la línea avanzada de la vida de la Iglesia; para ellos, la Iglesia es el principio vital de la sociedad humana. Por esta razón, ellos, especialmente ellos, deben tener una conciencia cada vez más clara no sólo de pertenecer a la Iglesia, sino de ser la Iglesia misma, esto es, la comunidad de los fieles en la tierra bajo la dirección del jefe común, el Papa, y de los obispos en comunión con él." (Pío XII, alocución consistorial pronunciada con motivo de la imposición del birrete a los 32 nuevos cardenales, 20 de febrero de 1946 21).
28   29
     

8. DEFINICIÓN DE APOSTOLADO


2, 1 "Toda la actividad del CUERPO MISTICO, dirigida a este fin, se llama apostolado."14







1. ¿Qué es apostolado?

2. ¿Por qué no actuamos aislados cuando hacemos apostolado?

3. Muestre cómo la doctrina del Cuerpo Místico es esencial para abrazar el apostolado y, por eso, es «doctrina fundamental de todo el servicio legionario».

4. Muestre cómo la doctrina de «Pueblo de Dios» abre nuevas perspectivas,16 sin disminuir en nada la importancia de la imagen del Cuerpo Místico para abrazar la Iglesia y, especialmente, el apostolado.

5. Procure comparar estas dos imágenes, la de Pueblo de Dios y la de Cuerpo Místico, mostrando cómo se complementan.17
 
(Cuerpo Místico) "Esta doctrina es la base del servicio legionario." (Manual Cap. 9 Pág. 54).15




14 También en otros documentos, la obligación de ejercer apostolado deriva de la imagen del Cuerpo Místico. Así en la Lumen Gentium: "Los laicos congregados en el Pueblo de Dios e integrados en el único Cuerpo de Cristo bajo una sola Cabeza, cualesquiera que sean, están llamados, a fuer de miembros vivos, a contribuir con todas sus fuerzas, las recibidas por el beneficio del Creador y las otorgadas por la gracia del Redentor, al crecimiento de la Iglesia y a su continua santificación." (Lumen Gentium 33). En el decreto sobre el Apostolado de los Seglares: "Los cristianos seglares obtienen el derecho y la obligación del apostolado por su unión con Cristo Cabeza." (Decreto del Apostolado de los Seglares 3, 1). Además en el decreto sobre la Actividad Misionera de la Iglesia (Ad Gentes): "Por ella el Cuerpo místico de Cristo reúne y ordena indefectiblemente sus energías para su propio crecimiento. Los miembros de la Iglesia son impulsados para su consecución por la caridad." (Ad Gentes 7, 2). (Cf. además págs. 32-33).
15 Véase artículos sobre el Cuerpo Místico en el libro MARIA TRIUNFARA de Frank Duff, fundador de la Legión.
16 He aquí algunas perspectivas importantes ligadas a la idea de Pueblo de Dios: Mejor comprensión de la HISTORIA DE LA SALVACIÓN prefigurada en la historia del Pueblo escogido, mayor apertura para todos los hombres, y por eso, para el ecumenismo, evolución y no estaticidad de la Iglesia (es el pueblo que camina), escatología (estamos en busca de la Tierra Prometida: el Cielo), imperfección de los miembros (no llegamos al final), inserción en la historia (la Iglesia se inserta en la historia de los hombres aunque la trascienda), nueva visión de las relaciones entre jerarquía y seglares (sin disminuir la autoridad funcional de la jerarquía, todos, obispos, sacerdotes y seglares aparecen con la dignidad común de miembros del pueblo de Dios), sentido del seglar (perteneciente al pueblo de Dios y al pueblo del mundo).
17 "Pueblo de Dios" se presenta como el concepto global, y "Cuerpo de Cristo" como la definición más precisa. M. Schmaus lo formula: "La Iglesia es el pueblo de Dios del Nuevo Testamento, fundado por Jesucristo, ordenado jerárquicamente, destinado a hacer progresar la soberanía de Dios y a servir la salvación de los hombres, existe como Cuerpo Místico de Cristo" (Art.° de R. Schnackenburg en Concilio, 1965, n°. 1). En el mismo artículo: Trabajos recientes manifestaron que los conceptos "Pueblo de Dios" y "Cuerpo de Cristo" se completan de manera necesaria y feliz. "Pueblo de Dios" está íntimamente ligado con "Eclesia tou Theou", que representa en la Antigua Alianza al pueblo de Israel escogido por Dios; en la Nueva Alianza, sin embargo, ella traspone los límites raciales, es constituida en la sangre de Cristo y se hace el Pueblo de Dios escatológico y universal, del que forman parte todos los pueblos de la tierra. La definición más precisa de este Pueblo de salvación, como "Cuerpo de Cristo", es necesaria para mostrar su nueva formación realizada por Cristo, y su ligazón esencial con Cristo, su origen, su centro de vida, su razón de unidad y su guía en el camino de la salvación ("cabeza"); es necesaria también para delimitar mejor su configuración exterior (el bautismo como acto de admisión y de incorporación, 1Cor 12, 13). Para comprender mejor su principio interior de vida (El Espíritu Santo, 1Cor 3, 16; 12, 13; Ef 2, 18. 22; 4, 4), su unidad y carácter que consiste en el amor y se manifiesta en la Eucaristía (cf. 1Cor 10, 17; 11, 20-29).
30   31